SEMILLAS DE TUMBO O CURUBA 20s

$4.990

El tumbo o curuba, también conocida como banana pasiflora o parcha, es una planta trepadora originaria de los Andes de América del Sur. Su nombre científico es Passiflora tripartita var. mollissima. Es una enredadera vigorosa que puede alcanzar una altura de hasta 6 metros. Tiene tallos delgados y flexibles que se aferran a las estructuras cercanas para trepar. Sus hojas son grandes, lobuladas y de color verde oscuro. Tienen una textura rugosa y están cubiertas de pequeños vellos. La planta produce flores grandes y vistosas, de color blanco o crema, con una estructura característica en forma de estrella. Las flores suelen aparecer en las axilas de las hojas. Los frutos del tumbo son alargados y de forma ovalada. Varían en color, pudiendo ser amarillos, naranjas o morados cuando están maduros. La piel es delgada y rugosa, y la pulpa es jugosa y llena de pequeñas semillas negras.

El tumbo tiene un sabor exquisito y muy característico que se describe como una combinación de notas dulces y ácidas. Algunas personas lo comparan con una mezcla de maracuyá y plátano.

En cuanto a los beneficios del tumbo o la curuba, esta fruta es una excelente fuente de nutrientes y vitaminas. Es alta en vitamina C (Una porción (100gr) de curuba proporciona 117% del valor diario de vitamina C recomendado), vitamina A, vitamina B6, fibra y minerales como el potasio y el magnesio. Estos son algunos de los posibles beneficios asociados con el consumo de curuba:

  1. Refuerza el sistema inmunológico: La vitamina C presente en la curuba puede ayudar a fortalecer el sistema inmunológico, contribuyendo a la prevención de enfermedades y a la protección contra infecciones.
  2. Mejora la digestión: La fibra presente en la curuba favorece el tránsito intestinal y puede ayudar a prevenir problemas digestivos como el estreñimiento.
  3. Propiedades antioxidantes: La curuba contiene antioxidantes que pueden ayudar a combatir el estrés oxidativo en el cuerpo, protegiendo las células del daño causado por los radicales libres.
  4. Fuente de energía: El contenido de carbohidratos de la curuba la convierte en una buena fuente de energía natural, lo que puede ser beneficioso para mantener un nivel de energía constante a lo largo del día.

27 disponibles

Categoría:
Descripción

Descripción

SOBRE CON 20 SEMILLAS SELECCIONADAS

Cultivo del  TUMBO O CURUBA:

1. Clima: El tumbo es una planta tropical que prefiere climas cálidos y templados. Se desarrolla mejor en regiones con temperaturas promedio entre 18°C y 25°C. No tolera las heladas.

2. Luz solar: Necesita una exposición directa a la luz solar para un crecimiento óptimo. Al menos 6 horas diarias de luz solar son ideales.

3. Suelo: Prefiere suelos ricos en materia orgánica, sueltos y bien drenados. Un pH entre 6 y 7 es adecuado para su cultivo.

4. Plantación: Puedes cultivar el tumbo a partir de semillas. Siembras las semillas a una profundidad de aproximadamente 1 cm. Trasplantar las plántulas cuando tengan de 10 a 15 cm de altura. Asegúrate de proporcionar algún soporte para que la planta trepe.

5. Riego: Necesita un riego regular para mantener el suelo húmedo. Evita el encharcamiento, ya que el exceso de agua puede provocar enfermedades de la raíz. Durante los períodos de sequía, aumenta la frecuencia de riego.

6. Fertilización: Aplica fertilizante orgánico o compost al suelo al momento de la siembra. Puedes continuar fertilizando cada dos meses durante la temporada de crecimiento para proporcionar nutrientes adicionales a la planta.

7. Poda: Realiza una poda ligera para dar forma a la planta y eliminar ramas secas o dañadas. También puedes podar para mantener la planta más compacta y facilitar la cosecha.

8. Plagas y enfermedades: El tumbo puede ser susceptible a plagas como ácaros, pulgones y trips. Controla regularmente la presencia de insectos y aplica insecticidas naturales o métodos de control biológico si es necesario. En cuanto a enfermedades, puede verse afectado por hongos y bacterias, especialmente en condiciones de alta humedad. Asegúrate de mantener un buen drenaje y evitar el exceso de humedad.